Sanciones por incumplimiento deber depósito de cuentas.

19 febrero, 2021 - 2 minutes read

La Disp. Adic. Undécima del RD 2/2021, de 12 de enero, por el que se aprueba el Reglamento de desarrollo de la Ley 22/2015, de 20 de julio, de Auditoría de Cuentas; establece un nuevo régimen sancionador para los supuestos en los que se incumpla por las empresas el deber de depositar de cuentas anuales en el Registro Mercantil.

Con anterioridad a la actual regulación, las sanciones por la falta de falta de presentación de cuentas anuales, ya venía contemplada en el art. 283 de la Ley de Sociedades de Capital, no obstante, su aplicación práctica ha sido residual, por no decir simbólica.

La actual regulación establece un marco de colaboración entre el Instituto de Contabilidad y Auditoría de Cuentas -ICAC- y la Dirección General de Seguridad Jurídica y Fe Pública, para delegar la gestión y propuesta de decisión sobre los expedientes sancionadores por incumplimiento del deber de depósito de cuentas a los registradores mercantiles qué en su caso, resulten competentes por razón del domicilio social del obligado.

La referida delegación en la gestión de expedientes sancionadores, implicará a su vez, una nueva fuente de ingresos para el Colegio Oficial de Registradores (50% recaudación sancionadora), quien se encargará de descubrir aquellas sociedades inactivas que no disponen de liquidez para seguir operando y que asimismo acumulan impagos y problemas financieros, quedando inactivas de facto incumpliendo las obligaciones de liquidación social conforme a ley, o presentación concurso por insolvencia.

Esta nueva forma de retribución contemplada, supondrá un aliciente definitivo para que se apliquen por fin las sanciones contempladas como consecuencia del incumplimiento del deber de depósito de las cuentas anuales.

Por otro lado, la AEAT podría ocuparse de la gestión de la recaudación de estas sanciones y de las reclamaciones en el caso de impago.